Medios de comunicación venden estereotipos clasistas y raciales

La comunicóloga Pamela Janin López Gloria participó en el conversatorio Voces de Frente en la UACM

Los medios de comunicación son agentes generadores y promotores de estereotipos clasistas, raciales, religiosos y de género; construyen y legitiman una moral pública que se socializa de forma masiva y que responde a sus intereses de clase, de género y de raza, además de que la agenda reivindicativa de los derechos –políticos, económicos, sociales, culturales, sexuales y humanos–, así como las necesidades y realidades de las mujeres, no están presentes en ellos, señaló Pamela Janin López Gloria.

Durante su participación en el conversatorio Voces de Frente, «Nuestros derechos no son privilegios», la comunicóloga egresada de la UNAM y maestra en periodismo político por la Escuela de Periodismo Carlos Septién García, dijo que «a pesar de las voces cada vez más potentes de organizaciones de mujeres y de nuestra participación cada vez más visible, el paradigma que enfrentamos para ser tomadas en cuenta en los medios de comunicación es el de aparecer asociadas a roles del ámbito doméstico familiar clásico –como madres cuidadoras y en familias monógamas, heteronormadas y androcéntricas– o el de ser objetos de consumo en función de la apariencia física o como débiles elementos ornamentales».

Al hablar del tema «Mujeres y medios de comunicación» en el plantel Tezonco de la Universidad Autónoma de la Ciudad de México, explicó que el objetivo es cuestionar cuánto y cómo se representa a las mujeres en los medios de comunicación, así como promover la reformulación de contenidos y mensajes de modo que coincidan con la realidad, la trayectoria y las dinámicas sociales de las mujeres, pero también para que dichos medios «rompan con la inercia patriarcal que subrepresenta, cosifica, sexualiza, minimiza, censura, estereotipa y criminaliza» a las mujeres cuando alzan la voz.

Por lo anterior, la también co-coordinadora de la Escuela de Formación Política Elvia Carrillo-Ricardo Flores Magón del Movimiento Verdad y Revolución de las Juventudes (Mover), llamó a la organización de las mujeres para romper con la dinámica patriarcal hegemónica en los medios de comunicación y exigir la igualdad en la gestión, construcción y dirección de medios y contenidos, debido a que, dijo, «las mujeres tenemos derecho a participar en los medios de comunicación de manera equitativa con los hombres, ya sea como parte de su estructura administrativa, operativa y creativa, o como especialistas, profesionistas, activistas y voceras de una agenda en la que se inscriben nuestros derechos, intereses, capacidades y realidades diversas».

López Gloria precisó que es indispensable que las mujeres, cada vez con mayor conciencia, cuestionen los contenidos que consumen y ocupen todos los espacios posibles para hacer visibles sus realidades y se transformen en consumidoras responsables a fin de exigir la representación que por derecho les pertenece.

Televisa y TV Azteca acaparan el 53.3 por ciento de las concesiones de televisión abierta, aseguró Pamela Janin López Gloria

Los dueños de los medios de comunicación

Quien se define como «mujer de izquierda por convicción y feminista en construcción», recordó que en México la mayoría de los principales medios de comunicación son propiedad de empresas o grupos empresariales privados, lo que determina el sesgo con el que se elabora y difunde la información a través de ellos.

En cuanto a los dueños de los medios privados como la televisión, dijo que el consorcio Televisa, de Emilio Azcárraga Jean y presidente de Grupo Televisa, posee el Canal de las Estrellas, Canal 5, Canal 9, Foro TV, Bajío TV, SKY, Editorial Clío, Diario Ovaciones, Videocine, IZZI, Blim, El Deforma, SDP Noticias, Bild Media, Telehit, W Radio, Club América, Estadio Azteca, Bestel, Play City Casinos, Sorteos del Trébol, Univisión, OCESA, Ticketmaster, Feria de Chapultepec, Palacio de los Deportes, Teatro Metropolitan, Teatro Orfeón, Estadio Azul, Foro Sol, Centro Banamex, GNP Seguros, Fundación Televisa, Iusacell, Necaxa, Nextel, Telecable, Televisa Radio y Volaris, con ingresos por más de 103 mil millones de pesos anuales

Por lo que corresponde a Tv Azteca, de Ricardo Salinas Pliego como presidente de Grupo Salinas, posee Azteca UNO, Azteca 7, ADN 40, A+, Arena Ciudad de México, Arena Monterrey, Elektra, Banco Azteca, Totalplay, Fundación Azteca e Italika, con ingresos por tres mil millones de pesos al año.

En tanto que el consorcio Milenio, de Francisco Antonio González Sánchez, es también propietario de Grupo Multimedios y posee 19 estaciones de TV, Milenio TV y Canal 6; 52 estaciones de radio entre las que se cuentan Hits FM, La Caliente, La Lupe, Multimedios Radio, Top Radio España, Bésame 89.9, La Caliente, Los 40; así como 11 periódicos con sitio web entre los que destaca Milenio Diario.

Mientras que Imagen, de Olegario Vázquez Raña y Olegario Vázquez Aldir, éstos son además propietarios y directores de Grupo Empresarial Ángeles, al cual pertenecen Hospitales Ángeles, Hoteles Camino Real, Grupo Financiero Multiva y Grupo Imagen, el cual opera Imagen Radio, RMX, Excélsior, Excélsior TV e Imagen TV.

Por último, Telsusa, de Remigio Ángel González, es propietario de Canal 13 que se transmite en Tabasco, Chiapas, Puebla, Morelia, León, Tapachula, Mérida y Campeche, así como de Albavisión y Grupo Multimedios que transmite en varios países de América Latina y USA.

A decir de Pamela Janin López, Televisa y TV Azteca acaparan el 53.3 por ciento de las concesiones de televisión abierta. Grupo Imagen, Telsusa y Grupo Multimedios poseen el 12.3 por ciento. Estas cinco empresas poseen el 66 por ciento de las concesiones de televisión abierta en México.

La televisión pública

Por lo que toca a la televisión pública, refirió que Canal Once tiene a Carlos Britto Lavalle como director general, mientras que Canal 22 tuvo en José María Pérez Gay a su director fundador y a Armando Casas como director actual.

El Canal del Congreso está integrado por una comisión bicamaral y tiene a Eduardo Fernández Sánchez como director general.

Janin Gloria destacó el hecho que de los seis puestos directivos, sólo dos son ocupados por mujeres.

Acerca de TV UNAM dicha televisora tiene a Iván Trujillo como director general. Pero igual a como sucede en el Canal del Congreso, evidenció que de los 11 puestos directivos, sólo tres son ocupados por mujeres.

En cuanto a los presupuestos que como televisoras públicas el gobierno federal destina a éstas –incluida TV UNAM–, quien ha sido colaboradora del suplemento «Letra S» de La Jornada, no dio a conocer cifras.

Mujeres y medios de comunicación

Bajo la premisa que contextualiza la reflexión, López Gloria recordó que los medios de comunicación son capitalistas y mientras la información sean un lucrativo negocio, toda la que se genere y difunda en sus espacios «inevitablemente tenderá a velar por la preservación y crecimiento del negocio de sus dueños –paradigma objetividad contra rentabilidad–, que son apenas un puñado en este país de más de 130 millones de habitantes, de los cuales casi 60 millones viven en situación de pobreza».

En este contexto, apuntó, «difícilmente veremos contenidos informativos, educativos o formativos que expongan las profundas y severas contradicciones del capitalismo como modo de producción y cuestionen los estereotipos clasistas, raciales y de género que las legitiman».

Medios de comunicación patriarcales

Luego de recordar que los medios de comunicación están dirigidos por hombres y la reducida participación de las mujeres se circunscribe al ámbito de la administración, quien impulsa la defensa de mujeres víctimas de trata en colaboración de la Coalición Contra el Tráfico de Mujeres y Niñas en América Latina y el Caribe se refirió a cómo se representa a las mujeres en los medios de comunicación.

«Los espacios estelares de presentación de noticias son ocupados en su mayoría por hombres, y aun cuando los espacios son protagonizados por mujeres, éstas no hablan por la agenda de las mujeres, sino por la de quienes poseen el control económico de los medios».

Mujeres periodistas

Tras mencionar que la participación de la mujer en los medios de comunicación se define en tres dimensiones: las periodistas o profesionales de la comunicación, las mujeres como noticia y las mujeres como audiencia, las mujeres en general no están presentes en la agenda de los medios.

«Si las grandes televisoras han tenido que modificar en algo sus barras de contenidos y rostros protagónicos, ha sido por la pugna proveniente de las organizaciones que fungen como observatorios ciudadanos y por el activismo de mujeres y feministas que rechazan la perpetuación de estereotipos nocivos», indicó.

Mencionó la incursión de Danielle Dithurbide en 2019, con una imagen de renovada frescura «que se adaptara a los tiempos de algidez social determinados por las manifestaciones masivas de mujeres y la visibilización cada vez más grande de la agenda feminista sobre todo en medios digitales».

Mujeres como noticia

A decir de Pamela Janin, las nuevas tecnologías de la información y redes socio-digitales han jugado un papel fundamental en la búsqueda de la democratización del espectro de la opinión pública, debido a que cada vez y con mayor frecuencia es posible conocer opiniones diversas y hasta antagónicas a la hegemonía que hasta hace 10 años poseían los medios tradicionales.

Personas que no tenían ni tienen representación en los grandes medios tradicionales de comunicación, encuentran espacio en las redes socio-digitales, fenómeno del aún incipiente proceso de democratización de los medios de comunicación, «porque si bien es cierto que las redes han hecho tambalear a la teledictadura, la realidad es que en más del 95 por ciento de los hogares hay una televisión».

«Las empresas más rentables son las asociadas con el rubro de la comunicación y las redes sociales también son empresas privadas y negocios lucrativos que de igual forma han acaparado buena parte de ese espectro, como Facebook por Mark Zuckerberg; Twitter con Elon Musk; Google con Larry Page, Serguéi Brin y Eric Schmidt».

«No tendría nada malo que sean hombres, salvo porque es evidente que el último criterio que se contempla a la hora de generar y difundir contenidos es el de responder y coincidir con nuestra realidad», observó. «Las mujeres hemos sabido y podido aprovechar esos espacios para construir medios alternativos, hacernos visibles y hacer visibles nuestros derechos, necesidades e intereses», opinó.

Mujeres como audiencia

Para la especialista en medios de comunicación, «los temas que verdaderamente atañen y preocupan a las mujeres poco se tocan, se tocan equivocada o deficientemente y muchas veces se ignoran en los medios de comunicación tradicionales».

Los medios de comunicación son la fuente más importante para la formación de nuestra percepción del mundo, dijo la comunicóloga por la UNAM

«Es el caso de la violencia en sus múltiples modalidades, pues en la mayoría de los casos tienden a criminalizar o revictimizar a las víctimas y negar importantes matices que alertan sobre la situación real de las mujeres como en el caso de los feminicidios. Lo mismo ocurre con la cobertura sobre impartición de justicia en temas relacionados con la familia y derechos y salud sexual y reproductiva», expresó

Función social de los medios de comunicación

La importancia de analizar la función social de los medios de comunicación radica en que éstos constituyen una institución mediadora entre los hechos y lo que se dice de ellos, debido a que «son la fuente más importante para la formación de nuestra percepción del mundo y la vida en colectividad, además de brindar modelos éticos, estéticos y morales hegemónicos –religiosos, de clase, raza y género–, que normalizan pautas de comportamiento social y otorgan estatus a personas e instituciones que legitiman el orden social dominante –líderes de opinión, iglesias, gobiernos, empresas y equipos de futbol–», expresó.

Se refirió a los estereotipos e imágenes que transmiten los medios de comunicación, los cuales «se arraigan profundamente en nuestras mentalidades y perduran en el tiempo». Dichos estereotipos tienen la característica de pasar inadvertidos y por ello resultan potentes y eficaces, debido a que «se nos imponen sin que nos demos cuenta y así van forjando nuestras mentalidades».

Las construcciones sociales, dijo, son eminentemente ideológicas, por lo que sus consecuencias afectan directamente la realidad social. «Sobre la base de modelos falsos y artificiales se legitiman estereotipos –de raza, clase y género– que dictan la dinámica social. Mientras a los hombres se les representa y se les da voz casi siempre en situaciones relacionadas al ámbito público y profesional, a las mujeres se nos presenta vinculadas sobre todo al ámbito familiar, doméstico y privado».

Para Pamela Janin López Gloria el «poder influenciador» de los medios de comunicación pertenece al terreno de la subjetividad, «pues lo que se vende son ideas, conceptos y estereotipos creados por quienes poseen el control de ellos y que se masifican y repiten hasta que, imperceptiblemente, se convierten en una verdad casi incuestionable, por tratarse de estándares de belleza, supermujeres, micromachismos y racismo», concluyó.

El conversatorio Voces de Frente fue organizado por la Universidad Autónoma de la Ciudad de México, el Frente Popular Francisco Villa y el Instituto Nacional Electoral en Tláhuac. ♦

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: