Grotesca figura del glifo de Milpa Alta inventó la alcaldía

La figura de Hueyitlahuilli acabó en caricatura encementada

Por Sergio Rojas

Otra desafortunada acción protagonizó el penúltimo día del año la alcaldesa de Milpa Alta, Judith Vanegas Tapia, tras de evidenciar –como lo han hecho tantos otros gobernantes de la demarcación– su desconocimiento de la historia del lugar donde supuestamente nació, al jactarse en redes sociales de haber mandado restaurar el presunto glifo de la alcaldía, y que más bien parece una caricatura encementada del último tlatoani de Malacachtepec Momozco.

Diseñado en 1938 por el maestro y nauahablante Fidencio Villanueva, el glifo que resume la identidad de los milpaltenses está basado en la figura de Hueyitlahuilli, último representante del señorío momoxca; sin embargo, debido a la ignorancia de la susodicha alcaldesa y de quienes la rodean, el remedo de glifo mas bien parece simbolizar lo que ha sido la polémica y controvertida gestión de la alcaldesa en solamente tres meses: una caricatura de gobierno.

A través de la red social de WhatsApp, Vanegas Tapia se ufanó de «haber entregado» –aunque nunca fue precisado a quién o a quiénes les entregó la malograda restauración– la cosa que según ella significa el «símbolo de los valores que enarbola esta alcaldía» y que son, a decir de la interfecta: «valentía, honestidad, tenacidad y compromiso».

El remedo de glifo se localiza, según lo divulgado por la alcaldía entre sus incondicionales y simpatizantes, en la carretera Xochimilco-Oaxtepec, a la altura del centro de alto rendimiento Momoxco, en San Pedro Atocpan.

Falta saber la opinión de los cronistas de Milpa Alta acerca de la versión deformada del glifo que Vanegas Tapia endilgó a los habitantes de la demarcación, cronistas que, por cierto, son los únicos en las demarcaciones del sur oriente de la Ciudad de México que se encuentran organizados en torno a una asociación con varios lustros de actividad.

En el artículo Hueyitlahuilanque y Hueyitlahuili, publicado en Nosotros, se dice que de acuerdo al manuscrito que transcribe Vargas Rea (1953), el primer gobernante de origen mexica fue Hueyitlahuilanqui, que se caracterizó por ser guerrero, por consiguiente sometió con relativa facilidad a las nueve tribus del Señorío de Malacachtepec Momozco provenientes de Amecameca en el año de 1140, fundando los poblados de: Atocpan, Oztotepec, Tlacoyucan, Tlacotenco, Tepenahuac, Tecoxpan, Miacatlán, Ohtenco, y el barrio de la Concepción [1]. Con la llegada de Hueyitlahuilanqui se fundaron: San Mateo, Santa Marta, Santa Cruz, de los Ángeles o Milpa Alta, Tecómitl, San Juan Ixtayopan y Tulyehualco [Fundaciones de los pueblos de Malacachtepec Momozco. Biblioteca de Historiadores Mexicanos. Editor Vargas Rea. México, 1953]. ♦

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: