La guerra de conquista por Cortés y su ejército fue una «enorme convulsión»

Septiembre 30, 2019.- La conquista obliga a pensar en el hecho en sí, pero también en sus consecuencias, dijo el titular del INAH al inaugurar un simposio donde participan 15 ponentes de diversos estados

En la muy conocida imagen del momento del primer contacto entre españoles y mexicas, plasmada en el Códice Florentino, acerca del encuentro de Hernán Cortés con Moctezuma, se dice todo lo que hay debajo de ese momento histórico que dio pie a la trabazón de la cultura occidental con Mesoamérica, «aquí está todo absolutamente dicho», aseguró Luis Barjau Martínez.

En la conferencia magistral La interacción entre Occidente y Mesoamérica en el siglo XVI, con la que dio inicio un simposio donde es analizado el terma de los 500 años de la llegada de Cortés a territorio mexicano, a partir del análisis de la imagen el etnólogo desmenuzó ese importante suceso.

Barjau Martínez detalló cada uno de los elementos de dicha pictografía, especificando vestimentas, modos, gestos, poses, entre otros elementos, de esa imagen muy conocida en el ámbito académico, y precisó que el tlacuilo que elaboró el códice tuvo la sutileza de poner la vírgula de la palabra que sale de la boca de Hernán Cortés menos subrayada que las que salen de la de La Malinche.

«Para el tlatoani, es notable su actitud frente al encuentro de estos grandes personajes; se diría que hay descaro y arrogancia en su modo, pero el hecho de estar mirando a los ojos al tlatoani por primera vez, significa el primer acto político de extrema importancia en la conquista de México», destacó el también investigador del Instituto Nacional de Antropología e Historia.

Expuso que la mujer está mirando a los ojos al tlatoani, «algo que tiene prohibido a todo mundo, hombres y mujeres, hacerlo, porque es un teócrata, un dios, un intermediario entre los hombres y las divinidades, y para reafirmar su cualidad divina como representante, prohibió que se le mirara porque a los dioses no se les mira».

«La Malinche mira por primera vez a un tlatoani disminuido, verdaderamente inseguro, pero éste le advierte que está cometiendo la primera intrusión contra el orden social del mundo antiguo», manifestó.

La conquista, «enorme convulsión»

Para Diego Prieto, director general del INAH, la guerra de conquista por parte de Hernán Cortes y su ejército fue una «enorme convulsión entre las distintas formaciones étnicas-lingüísticas y políticas que prevalecían en Mesoamérica, las cuales, en este acontecimiento, tuvieron un colapso brutal».

Al inaugurar el XXIV Simposio Román Piña Chan, el antropólogo destacó que la conquista como acontecimiento fundamental obliga a pensar en el hecho en sí, pero también en sus consecuencias.

En al Auditorio Fray Bernardino de Sahagún del Museo Nacional de Antropología (MNA), indicó que el simposio se ha constituido como un espacio importante para dialogar con expertos nacionales e internacionales que sintetizan la arqueología latinoamericana.

Prieto Hernández detalló que durante dos días se contará con la participación de 15 ponentes, procedentes de diversos estados, entre ellos de Morelos, Puebla, Tlaxcala, Veracruz y la Ciudad de México. Se impartirán conferencias encaminadas a realizar un análisis histórico-arqueológico sobre el contexto en el que ocurrió dicho acontecimiento y que generó profundos cambios sociales, étnicos, religiosos, cosmogónicos, políticos y económicos en el territorio que ahora es México. ♦

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: