El chocolate peligra en todo el mundo

Febrero 25, 2018.- El cacao, corazón de la industria global del chocolate valuada en 98,000 millones de dólares anuales, se encuentra amenazada por una serie de factores que van desde el calentamiento global hasta las plagas

A pesar de que la cultura olmeca, asentada en México, fue la primera en probar el cacao, principal ingrediente del chocolate, la República Mexicana está muy por debajo de la producción mundial de dicha semilla, ya que sólo genera 1.80 por ciento del millón 564 mil toneladas que se producen anualmente en todo el mundo, de acuerdo con la Organización Internacional del Cacao (ICCO, en inglés).

Sin embargo, en la actualidad el cacao, corazón de la industria global del chocolate valuada en 98,000 millones de dólares anuales, se encuentra amenazada por una serie de factores que van desde el calentamiento global hasta las plagas.

Incluso algunos científicos han pronosticado la extinción del chocolate en el transcurso de las próximas cuatro décadas.

Pareciera una exageración, pero por lo pronto otros expertos trabajan para encontrar una solución al problema y evitar una catástrofe.

Aun cuando se come cada vez más chocolate, la oferta mundial de este producto se encuentra amenazada, de acuerdo con la firma de investigación Euromonitor. Dice que la demanda mundial de chocolate alcanzó las 7,450 toneladas en 2016-2017, un salto de más del 10 por ciento en comparación con los cinco años anteriores.

El apetito por el chocolate fue impulsado principalmente por un mayor consumo en China y la India, los dos países más poblados del mundo.

India, por ejemplo, registró el mayor crecimiento en 2016, de un 13 por ciento.

Aunque los mayores consumidores de chocolate del mundo se encuentran en Estados Unidos y representan el 20 por ciento del consumo mundial.

Sin embargo, el país donde más se come chocolate per cápita es Suiza, cuyo promedio por persona al menos en 2016 fue de 11 kilogramos, según el organismo comercial Chocosuisse.

Suministro complejo

Cifras de la Organización internacional del Cacao, que analiza el mercado de esa materia prima, muestran una variación entre excedentes y déficit de oferta en los últimos 20 años.

Una encuesta reciente de comerciantes, analistas e intermediarios realizada por la agencia Bloomberg estimó que el suministro mundial de granos de cacao podría superar la demanda en 97,500 toneladas en la temporada 2017-2018.

Lo cierto es que los precios del cacao han ido disminuyendo y los productores son los que más sienten las bajas en los precios.

La gran mayoría de la producción mundial proviene de países de bajos ingresos, y los principales productores son, por ejemplo, países africanos como Costa de Marfil y Ghana, responsables de más de la mitad del cacao del mundo.

Para empeorar las cosas, la edad promedio de un productor de cacao es 51 años y los más jóvenes están cambiando su interés a los cultivos más rentables.

Cultivo difícil

El árbol de cacao, el Theobroma cacao, es nativo de áreas tropicales y sólo crece bien en climas húmedos con una estación seca más corta y lluvia regular, lo que explica por qué básicamente se limita a un cinturón estrecho de 10 grados a cada lado de la línea del Ecuador.

La producción no registra desarrollo: el 90 por ciento del cacao se cultiva en pequeñas granjas familiares.

Cultivar y cosechar requiere mucho trabajo: las vainas de cacao no maduran al mismo tiempo y los árboles deben ser sometidos a un monitoreo continuo.

Según la ONG Make Chocolate Fair, el árbol de cacao da fruto todo el año y se necesita toda la cosecha de un árbol para hacer medio kilo de cacao.

Cambio climático no ayuda

Pequeñas fluctuaciones en el clima pueden dañar la producción, por lo que el cambio climático no es realmente lo que la industria necesita.

Un informe reciente del Instituto de Genómica Innovadora de la Universidad de California (EE.UU.) pronostica que «el cambio climático reducirá significativamente la cantidad de tierra apta para cultivar cacao en las próximas décadas».

La fiesta de las plagas

A diferencia de otros cultivos importantes que fueron objeto de continuos esfuerzos científicos para aumentar la productividad y crear mayor resistencia al estrés y enfermedades ambientales, el cacao sigue siendo básicamente una planta silvestre.

Si en su hábitat natural los árboles «aprendieron» a manejar los patógenos del área, la introducción del árbol en África por parte de los colonizadores europeos en el siglo XIX cambió las cosas.

De acuerdo con Judy Brown, viróloga de plantas de la Universidad de Arizona, las plantas del cacao fueron llevadas a un nuevo continente y a un ambiente al que no estaban adaptadas. «Debido a que el cacao nunca se cultivó sistemáticamente, tiene una diversidad genética muy estrecha y los virus pueden vencer su resistencia reorganizando sus genomas».

Hasta ahora, la única forma en que los productores manejan los árboles enfermos es reemplazándolos, pero el problema es que pueden infectarse durante semanas o meses antes de mostrar síntomas, y así pueden transmitir enfermedades a sus vecinos antes de ser detectados.

Un equipo del Instituto Innovative Genomics también está experimentando con el uso de la manipulación genética para hacer que las semillas de cacao sean más resistentes.

Poco mercado cacaotero

Aunado al poco mercado cacaotero que genera México a nivel mundial, los consumidores prefieren el chocolate producido a gran escala.

Por ello, los productores mexicanos buscan recuperar el mercado mediante el cacao criollo, que representa menos de 10 por ciento de la producción total, pero es considerado el de mayor calidad, por el sabor intenso de su fruta, que tiene toques de frutos secos y un gusto ligeramente amargo y refinado.

En Tabasco es donde más se produce: genera 67 por ciento de lo que se registra en todo el país, alrededor de 18 mil 760 toneladas de cacao, y en sus plantaciones aseguran el cuidado del cacao criollo, el cual fue domesticado por los olmecas, que al principio lo utilizaron como bebida de dioses y moneda de cambio.

Chiapas es el segundo productor del país, al proporcionar alrededor de 8 mil 960 toneladas, 32 por ciento, seguido de Oaxaca con sólo uno por ciento, alrededor de 280 toneladas. ♦

Fuente: BBC, El Heraldo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: