Alfredo Yescas Abad, paradigma de generaciones

Junio 14, 2017.- Don Alfredo Yescas (en el círculo de la fotografía) nació a fines del siglo XIX en San Antonio Tecómitl, Milpa Alta

Por Manuel Garcés Jiménez | Nosotros Núm. 70 | Junio de 2004

El profesor Miguel Alfredo Yescas Abad nació en San Antonio Tecómitl, Milpa Alta, el 18 de septiembre de 1898, siendo sus padres el señor Manuel Yescas Jurado, originario del poblado de Ayotzingo, y la señora Lorenza Abad Heredia, oriunda de San Antonio Tecómitl.

La vida de este matrimonio fue difícil, de pobreza, de penurias como fue la vida en general del campesino en esas épocas del Porfiriato y, después, de la Revolución, movimiento de luchas populares del que por cierto guardaba un sin número de recuerdos no muy gratos, los más vividos en sangre propia y otros que los vio o supo de ellos de primera mano.

Casó el profesor con la señora Josefina Flores Caballero, siendo felices al lado de sus dos hijos, el doctor Silverio Álvaro y el ingeniero mecánico Alfredo Yescas Flores, siendo fieles participes de tan distinguida vida se hacen comprometidos a continuar el camino que su señor padre les infundiera en beneficio de los habitantes de Tecómitl y pueblos aledaños de la región.

En su tierra natal realizó sus estudios primarios como testifican tres diplomados que por su aprovechamiento escolar recibió de las más altas autoridades. Calificaciones que orgullosamente mostraba a todo aquel que lo escuchaba, y no era para menos, ya que estos documentos llevaban la firma en original del general Porfirio Díaz, en aquel tiempo presidente de la República, y de su ministro de Educación, el ilustre maestro don Justo Sierra. Más tarde ingresa a la Escuela Práctica de Ingenieros Mecánicos y Electricistas, hoy Escuela Superior de Ingeniería Mecánica y Eléctrica –ESIME–, la cual pasa posteriormente a formar parte del Instituto Politécnico Nacional –IPN–, razón por la se considera, en cierta medida, como alumno precursor de tan destacada institución.

En 1921 suspende sus estudios y se marcha a la ciudad de Detroit, Michigan, a invitación expresa del señor Henry Ford a un grupo de estudiantes mexicanos para aprender en el vecino país del norte los sistemas de producción y comercialización de sus vehículos, circunstancia que le permite al joven Yescas Abad aprender y dominar más tarde el idioma inglés.

Al regresar a su pueblo natal se suma a las tareas sociales, culturales y educativas que el profesor Quintil Villanueva Ramos le encomendara para poder lograr el sueño de los habitantes de Tecómitl:  tener en su terruño una Escuela Agrícola Industrial que procesara y comercializara los productos agrícolas de la región. Al no lograr los objetivos, el profesor Quintil Villanueva consigue ante las autoridades de Educación Pública que el inmueble inicie sus actividades oficialmente el 15 de abril de 1940 como Escuela Secundaria Diurna número 9, «Teutli», integrándose el profesor Alfredo Yescas a la plantilla docente, impartiendo desde entonces la materia de idioma inglés por más de 30 años hasta la fecha de su jubilación.

El profesor Alfredo Yescas se incorpora con sus coterráneos en la apertura de zanjas en las principales calles y avenidas del poblado por donde pasarían los tubos para la introducción del agua potable proveniente de las faldas del Ajusco, Monte Alegre. Finalmente, llega el apreciable líquido a Tecómitl el 27 de noviembre de 1934, misión cumplida para orgullo de su pueblo.

Se sumó también a las faenas de fin de semana, arduas y constantes donde él y docenas de personas motivadas por el profesor Quintil Villanueva trabajaron para la construcción del kiosco dirigidos por el señor Julio Pérez, quien aportaba su experiencia obtenida en la construcción de la aristocrática colonia Roma de la Ciudad de México. El señor Julio Pérez realizó la traza y dirigió la construcción de las primeras aulas, la dirección y el hall de la secundaria.

Dentro de las aportaciones del profesor Alfredo Yescas destacan las donaciones de terreno a nombre de la familia Yescas Abad para la apertura de la Avenida las Palmas –anteriormente, un camino de herradura–, la Avenida Gastón Melo –que conduce a la Escuela media superior del Politécnico y Centro de Salud–, así como la ampliación de la esquina de las avenida Morelos y Palmas.

Ante las insistentes gestiones necesarias e inquietudes de la población encabezó la construcción de la torre del reloj, donde él mismo intervino en la adquisición de tan interesante maquinaria, años antes adquirida por la Sociedad Progresista de Tecómitl, el 27 de julio de 1952 en la fábrica de relojes El Centenario, que aún se localiza en el estado de Puebla, y cuyo costo, comentaba el citado profesor, fue de $15 mil pesos, dinero obtenido con la cooperación de los habitantes de Tecómitl, maquinaria (originalmente de cuerda) que durante años estuvo resguardada en espera que se le levantara la torre que hoy en día se erige con sus cuatro carátulas fijas hacia los cuatro barrios, como símbolo que en aquella época los habitantes de estos antiguos calpullis cooperaran para su adquisición.

A pesar de su avanzada edad siguió colaborando con su pueblo, donando una vistosa balaustrada de mármol en el Altar Mayor de la iglesia de San Antonio Tecómitl y el mantenimiento del citado reloj público con el apoyo del señor Gumercindo Suárez Blancas, quien a la fecha la familia Yescas Abad y Flores continúa con la encomienda del profesor Miguel Alfredo Yescas Abad.

En el año de 1979 se integra al Patronato pro-construcción de la Biblioteca Regional de su pueblo en la que el profesor, por su alta calidad moral, es designado como tesorero.

La grandeza de los hombres, como la del profesor Miguel Alfredo Yescas Abad se miden por sus hechos, acciones y aportaciones a favor de la sociedad que tiene deseos de superación educativa, cultural y material; esto ha permitido que aún siga trascendiendo en el corazón de sus familiares, amigos y vecinos de San Antonio Tecómitl.

Su deceso, acaeció el 13 de noviembre de 1996, a la edad de 98 años. ◊

_____

Presidente del Consejo de la Crónica de Milpa Alta.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: